Todo para los pies

La fabricación de zapatos conlleva siempre un reto: compaginar calidad, diseño y comodidad. Los materiales de cambio de fase de la tecnología Outlast® pueden facilitar el equilibrio entre estos factores, ya que reducen el calor y la humedad, y aumentan el confort.

La tecnología Outlast® reacciona activamente a las variaciones térmicas del pie y absorbe calor, lo almacena y lo libera cuando es necesario, con lo que disminuyen la sudoración y los olores desagradables. Esto supone una gran ventaja, ya que los pies disfrutan durante todo el día de mayor confort y un entorno más saludable. La tecnología Outlast®, diseñada inicialmente para la NASA, se emplea en calcetines, plantillas, zapatos y botas. A continuación tiene una lista de productos junto con el material Outlast® más apropiado para ellos.

Un 44% menos de sudoración...

... al utilizar materiales Outlast®.

Un ejemplo: el movimiento continuo en un entorno cerrado, como por ejemplo un zapato de golf, produce normalmente un exceso de calor y de sudor, lo que puede derivar a su vez en olores desagradables y aparición de ampollas. Con la tecnología Outlast® es posible reducir la sudoración en los zapatos hasta en un 44%, para que los pies dispongan de un entorno seco y cómodo.